No sé qué hacer con mi vida

no se que hacer con mi vida

¿Tampoco sabes qué hacer con tu vida? Luego de pasar por la crisis de los 30, te cuento mi experiencia y de paso te regalo algunos consejos.

Sólo sé que quiero un cambio, pero aún no sé qué hacer con mi vida

Algunas personas tienen la suerte de descubrir cuál es su pasión desde muy temprano. También están los que se enteran por “casualidad” de lo que realmente aman hacer, como cuando gracias a un extraño descubrí que no tenía que resignarme a un trabajo que me hacía miserable

Pero para todos, existen momentos en que nos asaltan dudas tales como: “¿Qué debo hacer ahora?” o “No sé qué hacer con mi vida”.

La mayor parte de las veces estas dudas nos llegan en momentos muy puntuales, como cuando se supone que debemos escoger una carrera universitaria, cuando nos despiden del trabajo o peor aún, cuando descubrimos que odiamos ese trabajo que hacemos diariamente y que todo el mundo nos dice que tuvimos suerte en conseguir (la razón por la que decidí dejarlo todo para dedicarme a viajar). 

Soy Blogger, vivo viajando y gano más que un Gerente

Te cuento todo sobre mi trabajo y cómo logré generar mi antiguo salario de un año, en un solo mes!

Capadocia
empezar una nueva vida

No importa si tienes 18, 30 ó 50 años. Si sientes que eres el único que no sabe qué hacer con su vida, te cuento que no estás solo 

Realmente, aún no entiendo cómo la sociedad pretende que chicos de 18 años (e incluso menores) decidan qué es lo que los hará felices por el resto de sus vidas, porque incluso cuando maduramos y creemos tener una buena vida y un buen trabajo, habrán momentos en los que dudamos si el camino que escogimos nos llevará donde queremos llegar.

La misma duda surge cuando debemos elegir entre varias oportunidades laborales, cuando la persona que amamos debe mudarse lejos por cualquier motivo, después de un divorcio, al morir un ser querido, si nos despiden, e incluso cuando llegue nuestra jubilación.

En resumidas cuentas, el  “’¿y ahora qué?” puede presentarse a cualquier edad o en cualquier época de nuestras vidas y quisiera compartirte algunos consejos que personalmente me ayudaron a aclarar la mente y tomar decisiones importantes, que me permitieron vivir la vida de mis sueños, luego de momentos muy difíciles.

que es el minimalismo

Algunos consejos para cuando sientes que no sabes cómo encontrar el rumbo de tu vida

  • Date un respiro y desconéctate: 

Divaga y disfruta todo, tanto las malas elecciones, el corazón roto y el tiempo perdido.  Todo fue parte de ti y es lo que ha ayudado a formarte en el camino porque no es posible tener el control completo de tu vida ni planear tu futuro al 100% y ojo, no es para que te desanimes, pero el hecho es que el futuro es incierto para todos. Está buenísimo hacer planes para lo que viene a continuación, pero no hay forma de saber lo que la vida arrojará en tu camino en los próximos días.

  • Intenta algo nuevo:

Probablemente no sabes lo que quieres, simplemente porque no has intentado hacer eso que te encanta y ciertamente no lo sabrás hasta que pruebes diferentes cosas y vayas descartando las que no funcionan para ti.  Al perseguir nuestros objetivos, muchas veces nos toca salir de nuestra zona de confort y adaptarnos. No te rindas simplemente porque tienes que mudarte a un nuevo entorno o dejar atrás a tus amigos y familiares.

Esto también funciona de manera inversa, ya que a veces pensamos que algo nos gusta pero al intentarlo nos damos cuenta que no nos interesa.   Es una muy buena idea obtener experiencia en diferentes campos porque esto te ayudará a definir qué es lo que realmente quieres.

  • Acepta los cambios:

Nada demorará más tu búsqueda para descubrir qué hacer con tu vida, que el miedo al fracaso.  Aún cuando algo no parezca lo adecuado, todo lo malo es una oportunidad para hacer que algo bueno suceda.

Esto no es fácil, pero puedo asegurarte que si en vez de lamentarte buscas soluciones, las cosas mejorarán. El éxito de todos mis emprendimientos se lo debo precisamente a ésto, ya que hubo momentos en que sentí mucho miedo cuando cosas que estaban fuera de mi control sucedieron.

Fue gracias a mi motivación por seguir adelante, que me empeñé en buscar nuevas alternativas y fue precisamente gracias a esos cambios que encontré opciones que ayudaron a que mis negocios crecieran mucho más de lo que originalmente había planeado (cuando una puerta se sierra, otra más grande se abre).

Sin esos cambios, probablemente no hubiese encontrado esas excelentes oportunidades de mejora, o al menos no tan rápido seguramente.

Soy Blogger, vivo viajando y gano más que un Gerente

Te cuento todo sobre mi trabajo y cómo logré generar mi antiguo salario de un año, en un solo mes!

Eiffel
la crisis de los 30
  • Aprovecha las oportunidades cuando se presenten:

A veces pueden llegar en un momento que pensamos no es el adecuado, pero eso no importa. Precisamente por eso se les llama oportunidades y toca aprovecharlas antes de que lo haga alguien más. Debes tomar decisiones y probar, incluso si terminas odiándolas o deseando hacer otra cosa, porque créeme cuando te digo que al final de tu vida, no te arrepentirás de intentar y fallar, sino de no haberlo intentado nunca.

  • Haz lo que te gusta:

¡Siempre, siempre, siempre, debes encontrar tiempo para hacer lo que te gusta hacer!  Si no tienes el trabajo de tus sueños puedes buscar mejores opciones, o simplemente disfruta de tus hobbies en tu tiempo libre.   Si existe un tema que te gusta mucho y además eres bueno haciéndolo o explicándolo, intenta desarrollarlo.  Nunca se sabe cuándo un pasatiempo puede convertirse en un negocio exitoso.

  • Despierta tu mente:

Desafortunadamente y desde pequeños, la mayor parte de las veces nuestros padres y la sociedad nos inculcan creencias que pueden convertirse en bloqueos que nos limitan y no nos permiten avanzar.  En lugar de darle libertad a la creatividad infantil, el sistema castiga a los niños con notas bajas si piensan de una forma diferente.

Cuando crecemos ésto hace que, de forma casi inconsciente, nos decidamos por las opciones más seguras, aunque muy en el fondo queramos ir en busca de nuestros sueños.  Superar nuestras creencias limitantes es difícil pero no imposible, si nos concentramos en encontrar la motivación suficiente.  Todo se reduce en tomar las medidas necesarias y dar pequeños pasos a la vez, para impulsarnos hacia el cambio.

empezar de cero
  • Motívate pidiendo consejos:

Hablar con alguien que haya pasado por lo mismo que intentas iniciar siempre es una buena idea, ya que te ayudará a entender los pros y los contras, al tiempo que te dará las luces sobre cuál es el mejor camino antes de tomar una decisión y emprender en algo nuevo.  Y no es una excusa si no conoces a nadie que pienses que pueda ayudarte: entonces busca por otros medios.  

Así como yo trato diariamente de encontrar una manera de motivar a mis lectores, también busco historias sobre superación personal que me inspiren y motiven,  especialmente cuando no estoy segura de cuál debe ser el siguiente paso en mi vida.  A pesar de todo el éxito de mis emprendimientos, siempre me surgen dudas al intentar iniciar un nuevo proyecto o una nueva estrategia.  Estas historias y frases motivadoras me ayudan a aliviar la confusión y seguir adelante. 

  • Da pequeños pasos:

Anteriormente hablamos acerca de que lograr grandes cambios en nuestra vida suele ser una tarea difícil, en especial si se trata de cambiar hábitos muy arraigados por los años.   Por eso, dar pequeños pasos es algo tan importante.

Para ayudarte, anota 3 objetivos que quisieras obtener en el próximo mes (cosas que creas que mejorarán tu vida). Sólo recuerda que son metas a muy corto plazo, por lo que debes mantener un pensamiento realista. 

Si por ejemplo quieres bajar de peso, puedes proponerte perder 2 libras durante ese mes o simplemente inscribirte en el gimnasio y tomar tu primera clase de spinning.  Estos logros a corto plazo te darán el impulso para seguir avanzando y acercarte cada vez más a tus grandes metas.

  • Mantente en movimiento:

Está comprobado que una dieta balanceada y el ejercicio diario logran cambios increíbles y no me refiero solamente a los físicos.   Después de unos días lograrás ver pequeños avances, como por ejemplo dormir mejor y sentirte con más energía durante el día, lo que te permitirá ser mucho más productivo.   Igualmente, el ejercicio es una de las formas más efectivas de tratar el dolor emocional y mantenernos enfocados.

Volviendo al punto de los “Pequeños pasos”, fijarte metas de ejercicios leves podría ayudar a conseguir un sentido de propósito.  Ponte como meta levantarte todas las mañanas a la misma hora e iniciar con 5 minutos/repeticiones del ejercicio de tu preferencia, al día siguiente 10 minutos/repeticiones y así sucesivamente, hasta que logres tu meta del primer mes.  La dieta también puedes hacerla por pasos buscando por ejemplo reemplazos para las gaseosas, intentando tomando un vaso extra de agua al día, cambiando un postre de dulce por una fruta, etc.

Soy Blogger, vivo viajando y gano más que un Gerente

Te cuento todo sobre mi trabajo y cómo logré generar mi antiguo salario de un año, en un solo mes!

AbuDhabi
que rumbo tomar
  • Disfruta del presente:

El objetivo más importante que todos debemos tener es el de vivir felices y saludables.  Si nos pasamos el día planificando nuestro futuro y preocupándonos por él, nunca vamos a disfrutar de la vida.  Olvídate por un momento de las presiones sociales e intenta estar en contacto con las personas que amas y hacer las cosas que te gustan.

  • Da siempre la milla extra:

Si tienes algo que realmente quieres lograr, entonces debes ser capaz de vivir con cierta incomodidad para conseguirlo.  Muchas veces será necesario no salir con tus amigos, dejar de ir seguido al salón de belleza o a comprarte ropa nueva, para poder ahorrar el dinero necesario e invertirlo en lo que realmente necesitas para lograr tu sueño.

Muy probablemente, al principio deberás dormir menos de 6 horas diarias para tener el tiempo suficiente y poder realizar todas las tareas pendientes para tus proyectos, pero lo que siempre debes tener en mente, es que a través de estos sacrificios te acercarás cada vez más a tus objetivos.

  • Ahorra:

Si necesitas mudarte o estudiar para perseguir tus sueños, tendrás que conseguir un trabajo haciendo algo, cualquier cosa, para ahorrar dinero.  Trabajé años para ahorrar lo suficiente y pagar la carrera que quería, en la universidad que quería y actualmente ahorro el 60% de mis ingresos para lograr jubilarme a los 35 años.

Mi sueño era viajar por el mundo y nadie me iba a pagar por hacerlo, al menos no literalmente.  Pero investigué, decidí crear mi blog de viajes y luego conseguí patrocinios de vuelos y hospedajes, a cambio de publicidad.

Actualmente mantengo distintos proyectos que me permiten pagar un estilo de vida en el que me mudo de país cada tres meses, recorriendo y disfrutando el mundo con calma y a mi ritmo.  Yo logré mi sueño de vivir viajando y si te esfuerzas, tú también puedes lograr los tuyos.

que hago con mi vida
  • Piensa menos y ejecuta más:

  • Existe un hecho verídico:  No te estás volviendo más joven.  Lo siento mucho, pero es la realidad y si no empiezas ya a tomarte el tiempo para perseguir tus sueños, es posible que te encuentres al final de tu vida habiendo visto muchas publicaciones en Facebook y un montón de programas de televisión sobre gente increíble que luchó por sus metas y las cumplió y tú, sin nada que mostrarle al mundo antes de irte.

    Si realmente tienes un sueño que perseguir, ya sea diseñar para una gran marca o crea la tuya, escribir un libro, viajar alrededor del mundo o simplemente ser rico y famoso, será mejor que empieces pronto.  Da el primer paso, desactiva tus notificaciones de Facebook y simplemente empieza a trabajar porque no llegarás a ningún lado sólo pensando en lo increíble que podría ser o investigando eternamente y todas las ganas del mundo no te ayudarán si no vas y te ensucias las manos.

    No se puede lograr experiencia leyendo o viendo documentales. ¡Tienes que actuar!

  • Conócete a ti mismo:

  • Tómate un tiempo para ti y hazte preguntas de todo tipo para que puedas descubrir quién eres realmente y cuáles son tus pasiones.  Si no te conoces, muy difícilmente sabrás lo que de verdad quieres.  Conocerte y descubrir cómo quieres vivir tu vida, es la base para construir la autoconfianza.

  • Aprende más sobre ti escribiendo las cosas que te interesan y que quisieras estar haciendo si el tiempo y el dinero no fueran un problema.   ¡No tengas límites y sueña en grande!

crear un blog

Para ayudarte con este proceso de autodescubrimiento, te sugiero lo siguiente:

  1. Define tu estilo de vida ideal

Cuestionarte de la siguiente forma te ayudará a tener una idea más clara del tipo de vida que quieres llevar: 

¿Cuántas horas quieres trabajar diariamente?  ¿En qué tipo de entorno deseas hacerlo?  ¿Con qué tipo de personas quieres estar?  ¿Cuánto dinero quieres ganar?  ¿Dónde quieres estar (es decir, qué ciudad o país)?  ¿Qué quieres hacer para divertirte?  ¿Qué deseas hacer para lograr tu crecimiento personal?  ¿Qué necesitas hacer por tu salud?

  1. Define tus valores

¿Qué es lo más importante para ti en tu vida?  La mejor forma de definir cuáles son tus valores, es recordar un momento de tu vida en donde hayas vivido una experiencia casi perfecta y luego describe con palabras (valores) lo que sentiste.  Por ejemplo, si nadaste solo a través de un lago, tus valores podrían ser:  independencia, fuerza, determinación y aventura.

  1. Conoce tus fortalezas

Las fortalezas son las cosas para las que eres naturalmente bueno. A muchas personas les cuesta definirlas debido a que suelen dárseles tan fácilmente que piensan que para todo el mundo debe ser igual.  Una fortaleza puede ser la facilidad para comunicar tus pensamientos/sentimientos y parece sencillo, pero para mucha gente es todo un desafío.

Cuando en nuestro día a día usamos nuestras fortalezas disfrutamos lo que hacemos y tener un trabajo de este tipo no debería ser negociable, porque es a lo que todos debemos aspirar.

  1. Conoce tus habilidades

La diferencia entre una habilidad y una fortaleza, es que no es algo innato (algo con lo que naces), sino que lo adquieres y perfeccionas con el tiempo.

Un buen ejercicio es hacer un listado de todos los trabajos que has tenido incluyendo proyectos, voluntariados, etc. y escribir qué habilidades crees haber adquirido de cada una de esas experiencias.

  1. Conoce tu propósito

Para definirlo, te ayudará hacerte las siguientes preguntas:  ¿Que quieres lograr con tu vida? ¿Qué impacto quieres tener en el mundo?  Y por ejemplo:  ¿Si te dieran un minuto para dirigirte a la población mundial, sobre qué hablarías?

Cuando tengas las respuestas, entonces pregúntate:  ¿Por qué lo harías? ¿Por qué ese tema específico te mueve tanto?

¡Espero haberte motivado a empezar ya mismo el camino hacia búsqueda interior!

Soy Blogger, vivo viajando y gano más que un Gerente

Te cuento todo sobre mi trabajo y cómo logré generar mi antiguo salario de un año, en un solo mes!

BurjAlarab